El Gobierno nacional amplió las licencias para empleados públicos y privados para prevenir el contagio de Coronavirus

El Gobierno implementó nuevas medidas para hacerle frente al avance del coronavirus en el país, que se suman a las dictadas ayer en relación a la suspensión de las clases en las escuelas y el cierre de fronteras, que finalmente comenzó a regir a partir de hoy luego de que se publicara el decreto en el Boletín Oficial. La conferencia de prensa inició a las 20.30 encabezada por el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, y la secretaria de gestión y empleo público, Ana Castellani. El Gobierno busca quiere reducir al máximo la presencia de empleados tanto de la administración pública como en los privados en oficinas al menos por los próximos 15 días.
 
Para los Empleados privados,  se amplió la licencia para mayores de 60 años a menos que sean considerados "personal esencial", embarazadas y trabajadores con afecciones crónicas. Los padres que deban cuidar de sus hijos por la suspensión de las clases también podrán no concurrir al trabajo, previo aviso al empleador. En todos los casos se libera a la gente de asistir al lugar de trabajo, pero si están dadas las condiciones, deberán trabajar desde su hogar. Además, recomendó a empleadores disminuir la presencia de trabajadores en los establecimientos y promover el trabajo desde casa.
 
Los  Empleados públicos,  amplió la licencia para todos los grupos considerados de riesgo. También se estipuló una licencia para el cuidado de hijos menores escolarizados. Instaron a que las autoridades permitan a sus empleados realizar las tareas desde sus domicilios y a que estas medidas sean seguidas en el ámbito provincial y municipal.
 
"Se libera a la gente de asistir al lugar de trabajo, pero si están dadas las condiciones para que trabaje en su hogar debe fijar las condiciones con su empleador para poder hacerlo. No hay afectación al derecho a la remuneración", expresó.
 

Comentarios