Docentes denuncian irregularidades y desidia en el gobierno de Bertone en materia de infraestructura escolar

El 2 de agosto se cumplió un año de la explosión en la Escuela Primaria 49 Nicolás Avellaneda de Moreno, donde murieron la docente Sandra Calamaro y el portero Rubén Rodríguez. “El abandono de la infraestructura escolar es una constante en todo el país”, señaló Verónica Andino. Para recordar lo sucedido en Moreno, provincia de Buenos Aires, y  para reclamar que nunca más suceda un hecho así en ninguna Escuela, y para denunciar las irregularidades y la desidia en la infraestructura escolar en Tierra del Fuego, el SUTEF realizó un acto con una Radio Abierta el viernes 2 a la mañana en la Delegación del Ministerio de Educación de Río Grande ubicada en la intersección de las calles Don Bosco y Alberdi.
 
“El abandono de la infraestructura escolar es una constante en todo el país, el resultado es Escuelas que estallan y una gestión educativa que deja muertos a su paso; es un problema estructural que hace décadas que existe y que no podemos naturalizar”, indicó Verónica Andino.
 
En otro tramo de la lectura de un documento preparado para la ocasión, la Secretaria Adjunta provincial del SUTEF destacó, “en nuestra ciudad, hace cinco años que se reclama por el problema de gas en el Centro Polivalente de Arte, y no olvidemos que en el año 2016, se pusieron en manos de Pablo Havelka 100 millones de pesos para sanear la emergencia edilicia, y nunca se explicó en que se usaron esos recursos; en las Escuelas seguro que no”, afirmó Andino.
 
“El estado de los edificios escolares en nuestra provincia es deplorable, todos los días se ponen en riesgo a estudiantes, docentes, auxiliares y padres”, subrayó Verónica Andino.
 
Ese mismo día, una actividad similar se desarrolló en la ciudad de Ushuaia, en la esquina de Fadul y San Martín organizado por SUTEF.
 

Comentarios